Korean Air someterá a los pasajeros violentos con pistolas paralizantes

Korean Air someterá a los pasajeros violentos con pistolas paralizantes

24
0
Compartir

Korean Air ha decidido que los miembros de sus tripulaciones utilicen “armas de aturdimiento” para someter a los pasajeros violentos o pasajeros insubordinados de una manera “rápida y eficiente”. La aerolínea surcoreana tomó la decisión después de que la semana pasada, en un vuelo de Hanoi a Seúl, tres tripulantes de cabina no lograran someter a un violento pasajero aparentemente ebrio. La aerolínea ha anunciado de inmediato varias medidas (ver los vídeos).

“Hemos decidido mejorar nuestras condiciones y procedimientos sobre el uso de armas Taser para hacer frente a actos violentos y disturbios a bordo de una manera rápida y eficiente“, dijo Korean Air en un comunicado, anunciando sus nuevas directrices para los tripulantes de cabina de pasajeros ( TCP). Un portavoz de la compañía dijo que los cambios aligerarían las condiciones de uso de los Taser para que los miembros de la tripulación “puedan usar fácilmente pistolas paralizantes“, informó Reuters.

La compañía anunció asimismo que contratará a más tripulantes de cabina de pasajeros (TCP) hombres, aumentará el entrenamiento del personal en el uso de estas armas, permitirá el uso del dispositivo para someter a los pasajeros violentos y prohibirá viajar en sus vuelos a aquellos con un historial de comportamiento indisciplinado.

Los hombres representan sólo una décima parte de los auxiliares de vuelo de Korean Air, por lo que la operadora asiática se propone tener al menos un hombre de servicio en la cabina para cada vuelo.


“Mientras que las aerolíneas estadounidenses han tomado medidas severas en el comportamiento violento a bordo después de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001, las aerolíneas asiáticas, incluidos nosotros, no hemos impuesto normas duras debido a la cultura asiática“, dijo el presidente de Korean Air, Chi Chang-hoon, agregando que “utilizaremos el último incidente para poner la seguridad en primer lugar y fortalecer nuestros estándares en esta materia”, agregó.

Precisamente, la semana pasada, en el vuelo de Korean Air de Hanoi a Seúl donde ocurrió el incidente con el pasajero violento, el cantante de pop estadounidense Richard Marx ayudó a la tripulación a contenerlo con cuerdas, ya que logró soltarse en tres ocasiones. Su esposa Daisy Fuentes, una presentadora de televisión y modelo, de origen cubano-español, que viajaba con Marx, compartió en las redes sociales el episodio: “Un pasajero, sentado cerca, se volvió loco y comenzó a atacar a los tripulantes de cabina y a los demás pasajeros”. Un vídeo publicado en YouTube muestra a un joven en un asiento de clase ejecutiva escupiendo e insultando a los miembros de la tripulación, quienes tratan de contenerlo con una cuerda, el cual reproducimos a continuación subtitulado en inglés.

La presentadora de TV escribió en Instagram que cuando empezó a empujar al personal femenino y tirarles del pelo, su marido fue el primero en ayudarles a someterlo. “Esto continuó durante CUATRO horas… nunca tuvieron el control total de él. No sabían cómo usar el taser ni cómo asegurar la cuerda a su alrededor. Se soltó tres veces”. Por su parte, el cantante comentó a través de Facebook que “las azafatas no han sabido cómo llevar la situación, no estaban entrenadas para ello. El hombre solo ha sido controlado cuando yo y otros dos pasajeros hemos intervenido. Una azafata y dos pasajeros resultaron heridos. Korean Air debería ser sancionada”.

Un portavoz de la aerolínea explicó posteriormente que el pasajero involucrado en el incidente, identificado por su apellido Lim, había consumido dos tragos y medio de whisky durante el vuelo.

El número de incidentes aéreos durante el vuelo ha ido en aumento en Corea del Sur, pasando de 191 casos en 2012 a 460 el año pasado, informó el Korea Times, citando al Ministerio de Transporte.

Tras el episodio, la compañía ha puesto en marcha un plan de entrenamiento de sus tripulantes, hombres y mujeres, en defensa personal, sometimiento de un atacante y el uso de las pistolas eléctricas Taser como muestra el siguiente vídeo.

Uso de Taser

Un arma de electrochoque es un arma diseñada para incapacitar a una persona o animal mediante descargas eléctricas que imitan las señales nerviosas y confunde a los músculos motores, principalmente brazos y piernas, inmovilizando al objetivo temporalmente.

Una de las más conocidas es el Taser o pistola eléctrica, que dispara proyectiles que administran una descarga eléctrica a través de un cable. Otras armas de electrochoque administran las descargas mediante contacto directo, como la porra eléctrica.

Su uso está autorizado generalmente en niveles de amenaza muy inferiores al que requiere el uso de armas de fuego, apareciendo en ocasiones en el nivel inmediatamente superior a las órdenes verbales.

El Taser ha recibido fuertes críticas por parte de organizaciones de derechos humanos, así como por el Comité contra la Tortura de la Organización de las Naciones Unidas, que dictaminó que el uso de armas Taser provoca un dolor intenso, constituye una forma de tortura y, en algunos casos, puede incluso causar la muerte.

Hosteltur.com

No hay comentarios

Dejar una respuesta